Células T reguladoras (Tregs)

Células T reguladoras (Tregs) | Halima Moncrieffe, University College London, Reino Unido
Traducción: Jesús Gil, Würzburg, DE (SEI)

Como sugiere su nombre, las células T reguladoras (también llamadas Tregs) son linfocitos T que regulan o suprimen a otras células del sistema inmunitario. Las células Treg controlan las respuestas inmunitarias de partículas extrañas o propias (los antígenos) y ayudan a prevenir enfermedades autoinmunes. Existen dos tipos principales: las producidas en el timo (Tregs “naturales” – nTreg o Tregs del timo, tTreg) o aquellas que se diferencian a partir de células T activadas en la periferia o en cultivos celulares (Tregs “adaptativas o inducidas” – iTreg).

9.6. Regulatory T cells_Figure1
Dot plot de la expresión de CD25 y FoxP3 en células T CD4+ humanas por citometría de flujo.

Las células Treg se caracterizan por la expresión del correceptor de célula T CD4 y la cadena a del receptor de IL-2, CD25. Por tanto, su fenotipo es CD4+CD25+. La expresión específica del factor de transcripción Forkhead box P3 (FoxP3) permite el desarrollo y función de estas células. De hecho, FoxP3 es vital para mantener la supresión del sistema inmunitario. Algunas mutaciones espontáneas del gen FOXP3 pueden dar lugar a linfocitos autorreactivos que en humanos causan una enfermedad rara pero grave llamada IPEX (Inmunodesregulación Poliendocrinopática Enteropática ligada a X) y en ratones el fenotipo scurfy.

9.6. Regulatory T cells_Figure2

Las células Treg suprimen la activación, proliferación y producción de citocinas por parte de las células T CD4+ y T CD8+ y puede que también a los linfocitos B y células dendríticas. Las células Treg pueden producir mensajeros solubles con función inmunosupresora, lo que incluye TFG-β, IL-10 y adenosina.
A pesar de que el fenotipo CD4+CD25+FoxP3+ está bien aceptado, existen otros marcadores adicionales como CD152 (CTLA-4) y GITR (receptor de TNF inducido por glucocorticoides), aunque debe tenerse en cuenta que dichos marcadores son también expresados por otros tipos de células T de forma periódica (por ej. células T activadas). En cualquier caso, no podrían ser utilizados como marcador diagnóstico inequívoco al estar expresadas en más poblaciones aparte de las Treg.
Las células T que no tienen una capacidad de regulación especializada pueden sin embargo competir por recursos como los factores de crecimiento y estimulación por el MHC de clase II y, por lo tanto, pueden tener un papel “regulador” a través de este mecanismo general de competición.

Revisión: Dolores Jaraquemada, Barcelona, ES (SEI)
© Los derechos de este documento corresponden a su autor.